LA VICTORIA DE LOS TAXIS

El automóvil se ha convertido en un medio de vida indispensable para el ser humano. Pero pocas veces tuvo una importancia capital para la estabilidad mundial como lo tuvo aquel mes de setiembre de 1914.

Traslado de tropas franceses en taxis Renault
Fuente: Armagedón
Eran los primeros meses de la Primera Guerra Mundial, y el ejército alemán avanzaba muy rápidamente por territorio francés, comprometiendo seriamente a la primera potencia aliada de entonces. París fue convertida en un gran fortín, siendo preparada para una inminente invasión germana, a la vez que el gobierno era trasladado hacia Boudeos.

Como toda gran campaña, existe una batalla que determina el éxito o fracaso de la contienda. El 5 de setiembre de 1914, los ejércitos francés y alemán se encontraron en las riberas del río Marne, a menos de 30 kilómetros de la capital. La lucha fue encarnizada, pero el avance germánico no parecía tener fin, por lo que el general Joseph Galliéni, encargado de la defensa de la capital, recurrió a medidas desesperadas para conseguir refuerzos rápidamente y así detener el avance enemigo: fueron llamados (o tal vez requisados) un gran número de taxis para el transporte de tropas al frente.


Franceses defendiendo el Meuse
Y es que no existía en aquel entonces medios de transporte militar. De esta manera, se producía la primera operación de infantería motorizada de la historia. El general en jefe francés Joseph Joffre, logró en el día 12 que su ejército lograra lo impensable al hacer retroceder a las tropas enemigas a cargo del mariscal Helmuth von Moltke, para posteriormente entramparse ambos ejércitos a lo que la historia llama la guerra de las trincheras.

Concluida la Primera Batalla de Marne, el pueblo francés reconoció como de vital importancia para la victoria a los taxis Renault 8CV. Un auto creado en 1906 con un motor de 2 cilindros y 9 HP de potencia, era el primero en implantar el taxímetro, aparato que calculaba el precio del viaje registrando la velocidad y el tiempo.


Renault Taxi Marne
No se sabe exactamente la cantidad de taxis Renault que participaron en la misión: algunos aseguran 500, otros 1000 y hasta 1500 unidades. Lo único que se sabe es que pudieron movilizar miles de soldados al campo de batalla con un éxito tal que a partir de entonces el 8CV fue renombrado el Renault Taxi Marne, nomenclatura que perdura hasta nuestros días.

Aunque Louis Renault fue considerado un héroe nacional al término de la Gran Guerra, los verdaderos merecedores de este título fueron los integrantes de la Brigada de Taxis de Marne, un puñado de automóviles que sirvieron a su país y salvó a una nación de la amarga derrota.

ÍNDICE DE LA SECCIÓN PÁGINA PRINCIPAL
Asociado a:
AutosRapidos.com
PUBLICIDAD

Buscador de autos clásicos